+34 636 662 714 / +34 620 467 441 info@intropsicoterapia.com

Dificultades en los estudios

Durante una gran parte de nuestra infancia, los estudios ocupan mucho tiempo en nuestro día a día, influyendo en nuestro desarrollo y en la construcción de nuestra identidad. Conforme vamos cumpliendo años, algunas personas abandonan esta actividad y otras continúan con ella hasta su vejez. Problemas para estudiar: Muchas personas de distintas edades comienzan una terapia porque tienen dificultades relacionadas con estudiar: no logran aprobar o sacar las notas que les gustaría, les cuesta concentrarse cuando se ponen a estudiar, tienden a estudiar en el último momento antes de los exámenes, les genera una intensa ansiedad que no pueden aliviar, su mente se queda en blanco cuando se enfrentan a un examen… Son síntomas muy distintos que podemos aliviar una vez comprendamos su origen. Para conocer mejor lo que sucede con el estudio, tenemos que pensar en qué significado ha tenido para esa persona a lo largo de su biografía. Como comentábamos al inicio, estudiar es una actividad que iniciamos a una edad muy temprana, a la que dedicamos mucho tiempo y esfuerzo y que tiene una carga enorme de significados asociados. Hay personas que construyen su autoconcepto ligado a su capacidad de obtener buenos resultados académicos, por tanto, cuando se presentan dificultades en este ámbito tiene un impacto directo en la forma en que se ven a sí mismas, que a su vez alimenta el problema. Otras personas son vistas por los demás como poco estudiosas en edades muy tempranas, y poco a poco, se va convirtiendo en una profecía autocumplida: todo el mundo espera que no tenga éxito en lo académico y esto influye en que la...

“No sé si me estoy preocupando demasiado, pero me gustaría sentirme mejor”

Hace tiempo que pienso en consultar a un psicólogo porque no me siento del todo bien pero no estoy segura de si lo necesito o estoy exagerando. Siempre he sido una persona muy activa y aparentemente feliz. En general, me van bien las cosas. Tengo un buen trabajo, un grupo de amigas con las que me lo paso bien y no puedo quejarme de nada en particular. Lo que ocurre es que a menudo cuando estoy sola, siento una sensación de vacío, como si nadie me conociera realmente. Creo que no me siento verdaderamente feliz, aunque muestre lo contrario. No sé si me estoy preocupando demasiado, pero me gustaría sentirme mejor.   Hola, cada persona que decide consultar con un psicólogo lo hace por motivos muy diferentes, que dependen de sus experiencias y necesidades, pero suelen tener en común ese deseo que tú nos expresas de encontrarse mejor. Nos cuentas que a veces sientes como si nadie te conociera realmente, y hablas de una sensación de vacío cuando estás sola. Pensamos que sería bueno explorar esa sensación para conocerte mejor y entender qué sucede cuando te encuentras a solas contigo misma. Algunas personas, por sus circunstancias vitales, necesitan construir una imagen de sí mismas en los otros que les permita relacionarse de una forma que les haga sentir seguras, y sin embargo, al encontrarse en soledad no se identifican con ella. Sería positivo pensar si te está ocurriendo algo como esto y analizar los motivos por los que fue necesario para ti construir esa imagen, en tus propias palabras, aparentemente feliz. Has dado un paso muy importante al plantearte...

Escritura terapéutica

En este post vamos a hablar de una de las herramientas que tenemos disponibles para cuidar de nuestra salud psicológica y emocional: la escritura. Escribir para nosotros mismos es una buena forma de narrar aquello que nos preocupa o nos duele, reflexionar cuando tenemos que hacer una toma de decisiones, practicar cómo queremos comunicarnos y desahogarnos en situaciones difíciles. Hay algunas características de la escritura que la convierten en un ejercicio muy beneficioso: Al escribir, podemos expresar en privado aquello que sentimos, pensamos, fantaseamos…sin compartirlo con una mirada externa que juzgue la forma o el contenido de lo que nos contamos. Una vez hemos escrito podemos releerlo, ver cómo nos llega lo que hemos expresado, y dar paso a evocar nuevos pensamientos o emociones que nos ayudan a profundizar en nosotros mismos. Escribir implica dedicarnos un tiempo a solas, lejos de estímulos externos, por lo que nos ayuda a conectar con nosotros y cómo estamos en ese momento. Es una actividad sencilla, para la cual solo necesitamos un papel, un lápiz o bolígrafo, un ambiente tranquilo y algo de tiempo. Nos permite elegir el momento que sea más adecuado para nosotros, dependiendo de nuestros horarios, rutinas, etc. A través de la escritura podemos conocer mucho sobre nosotros mismos y poner claridad en nuestros contenidos mentales. Sin embargo, no sustituye la necesidad de comunicarnos con otra persona, especialmente cuando se trata de problemas o conflictos difíciles de elaborar. En estos casos, se hace imprescindible la presencia de otra persona con quien hayamos forjado un vínculo de confianza que nos acompañe en el proceso, conteniendo nuestras emociones y angustias, y facilitando la...

“Mi marido y yo nos vamos a divorciar”

Buenas tardes, mi marido y yo nos vamos a divorciar y nos gustaría que nos dierais alguna orientación sobre cómo hablar con nuestros hijos. Me da mucho miedo que esto les afecte, aun son muy pequeños, y quiero saber cómo contárselo para no hacerles daño. Gracias.   Hola, el hecho de que penséis en cómo les va a afectar y busquéis la manera de contárselo de forma adecuada refleja una actitud de cuidado y protección hacia ellos, que es esencial para su desarrollo. Es importante que ambos les podáis transmitir de forma serena la misma información sobre la decisión que habéis tomado y los cambios que significa para el futuro. Nos dices que te da mucho miedo que esto les afecte, y sin embargo es un cambio en la familia al que todos necesitaréis adaptaros. Podéis explicarles en un lenguaje sencillo, que ellos puedan comprender, los cambios que vais a atravesar. Es positivo que os mostréis abiertos a responder las preguntas y dudas que les surjan, así como a acoger y ayudar a gestionar las emociones que les despierten. Para poder adaptarse a este cambio en la familia, ellos necesitan saber que siguen contando con su madre y su padre, que estaréis a su lado para darles afecto, seguridad y cuidados. Algunos niños pueden tener la fantasía de que ellos hicieron algo que provocó la separación de sus padres, lo que les puede llevar a sentirse culpables. Por este motivo es bueno que aclaréis que es una decisión vuestra para que todos estéis mejor, y que no cambia lo que sentís por ellos. Entendemos que un divorcio también supone...